EnglishFrançaisEspañol

Sopa de zapallo con tartar de salmón austral y pepino

Sergi Arola

Dificultad: ☆☆☆

Tiempo Aproximado: 30'

Ingredientes

  • 300 gr. de zapallo
  • 250 gr. de zanahoria
  • 50 ml. de crema de leche ligera
  • 40 gr. de mantequilla
  • Caldo de verduras
  • Sal y pimienta blanca
  • Semillas de cilantro

 

Ingredientes para el tartar:

  • 250 gr. de salmón austral
  • 1 cebolla morada pequeña
  • 2 tomates
  • Cilantro fresco
  • 1 limón de Pica
  • Aceite de oliva suave
  • 1 c/c de salsa de soja
  • Sal de Cáhuil

Categoría: Sopas

Raciones: 4

Instrucciones

Pelamos y picamos en dados el zapallo y la zanahoria. En nuestra olla a presión Magefesa, fundimos una nuez de mantequilla y rehogamos el zapallo junto con la zanahoria, aromatizamos al gusto con las semillas de cilantro.
Vertemos caldo hasta cubrir unas ¾ partes del rehogado y cerramos la olla.
Con la potencia del calor al máximo, esperamos a que la válvula de trabajo comience a liberar vapor.
En ese momento, bajamos la intensidad del calor a potencia media – baja y dejamos trabajar entre 8 y 10 minutos.
Transcurrido el tiempo, retiramos la olla a presión de la fuente de calor y liberamos la presión utilizando el método de «Liberación natural de la presión», consultar el manual de instrucciones.
Una vez abierta la olla, trituramos la sopa con la ayuda de una batidora o licuadora Magefesa, incorporamos la crema de leche y salpimentamos al gusto. Reservamos en el frigorífico.

Para elaborar el tartar, pelamos el tomate y la cebolla morada, retiramos las semillas del tomate y picamos en cubitos finos al igual que el salmón. Aderezamos con el zumo de limón de Pica, el aceite de oliva, la salsa de soja, el cilantro fresco recién picado y salpimentamos al gusto.

Emplatado:
En un plato o fuente sopera disponemos un fondo de sopa de zapallo, sobre está y con la ayuda de un molde cilíndrico presentamos el tartar de salmón. Espolvoreamos con el eneldo picado y la sal marina de Cáhuil.

El truco de Sergi:
El salmón es un pescado azul que nos aporta una alta cantidad de proteínas y de ácidos grasos omega 3.
Podemos sustituir el salmón fresco por un buen salmón ahumado.